Romería de Santa Isabel en Saravillo.

KONICA MINOLTA DIGITAL CAMERA

El primer sábado del mes de Julio, se celebra en Saravillo, la romería a Santa Isabel.

Más de un centenar de personas acudimos a la ermita de Santa Isabel, para participar en una de las tradiciones con más arraigo del pueblo de Saravillo.

El día se inicia con el rezo y la misa, allí en la explanada de Santa Isabel ofrecida por el sacerdote del Valle. Sobre las 14:00 horas se empieza a comer, tras la larga sobremesa es tradición el partido de fútbol y no nos podemos olvidar de los baños en el famoso “cumo”, tanto grandes como pequeños disfrutamos de este día. La juventud del pueblo empieza la fiesta ya el viernes, al atardecer se desplazan hasta el refugio donde pasan allí la noche. Un día de convivencia con familia y amigos.

Fue en 1982 la primera romería a Santa Isabel, fue inaugurada por el entonces alcalde de Saravillo, Domingo Bielsa, el sacerdote Don Jacinto Brallans fue el encargado de celebrar la primera misa, en la ermita que estaba ya derruida, por lo que ahora se hace en el refugio, la imagen de Santa Isabel de Portugal la compró la Entidad Local Menor de Saravillo, y se guardaba allí en la capilla, hasta que forzaron el candado y sufrió algún daño, desde entonces se custodia en la Iglesia del pueblo.

El collado está situado a las faldas de la Punta Lierga y el Entremon, a una altura de 1540 metros de altitud. Desde el collado podemos observar hacia el Sur la majestuosidad de la Peña Montañesa, los prados de Napinals y entre ellos y el collado, el Barranco de Fornos o del Irués, en cuyo fondo encontraremos la surgencia del Chorro, y siguiendo el mismo hacia Badain, las Fuentes Blancas, desguace principal de las aguas subterráneas del macizo del Cotiella. Si llevamos la vista hacia el Oeste, observaremos los Sestrales, inicio de la cresta que nos conducirá hasta el Monte Perdido, algo más hacia el Norte, Peguera y la punta Suelza. Ahora miraremos hacia el Este. De todas las excursiones que parten del collado destacamos la que asciende al pico del Cotiella. El Entremon, Punta Calva, El Gradiello y la Punta de la Cues serán en un inicio compañeras hasta de ascensión hasta una gran depresión, la denominada Era de la Brujas, nos llevara hasta la cumbre.

Los distintos pueblos y valles del Pirineo aragonés han preservado con gran celo sus fiestas y romerías tradicionales que a pesar  de su carácter religioso han sido y son un día de encuentro entre vecinos y amigos donde se aprovecha para comer, beber, bailar y ponerse al día de las “novedades”.inauguracion [1280x768]                                              Inauguración de la Romería en 1982.

Speak Your Mind

*

This blog is kept spam free by WP-SpamFree.